Carretera Mella, Plaza Rosa 3er Nivel,
Santo Domingo Este.
829-236-5060
info@erosmedia.group

Amazon quiere optimizar el embalado en sus almacenes cambiando personas por robots

Amazon quiere optimizar el embalado en sus almacenes cambiando personas por robots

Los expertos estiman que la robotización hará desaparecer unos 75 millones de empleos de aquí a 2022 y Amazon parece estar de acuerdo con esa teoría ya que ha comenzado a probar una nueva tecnología robotizada en la línea de empaquetado de productos en sus almacenes de EEUU.

Según afirma una exclusiva de Reuters, Amazon podría estar desplegando una cadena de empaquetado y embalaje de pedidos en los que un sistema robotizado de embalaje que monta, sella y prepara para su envío la caja en la que se enviarán los productos.

Desde Amazon afirman que la robotización completa de sus almacenes todavía está muy lejos y esto es solo una mejora con la que se pretende hacer más rápido y eficiente el proceso de embalaje de los pedidos.

El principal escollo que encuentra Amazon para la robotización de más secciones en sus almacenes es la gran variedad de productos que gestiona, lo cual le obligan a adoptar tecnologías que se adapten tanto a coger un lápiz, como un aspirador. Algo que, por suerte para los trabajadores de Amazon, todavía no es posible.

Este anuncio coincide con la intención de Amazon de agilizar el periodo de entrega en un día por defecto para los clientes Prime. Tal vez esta sea una de las medidas que el gigante del e-commerce escondía en la manga para llevar a cabo esa mejora en los tiempos de entrega.

Fuentes de Amazon confirman que un almacén con 5 líneas de empaquetado de pedidos realizados por trabajadores, podría sustituirse por dos líneas de empaquetado asistida por robots.

Tal y como indican fuentes de Reuters, cada robot diseñado para automatizar el proceso de empaquetamiento de envíos de Amazon tendría un coste aproximado de un millón de dólares más los gastos operativos, y necesitaría la intervención de tres trabajadores a su lado para que el robot funcione. Esto supondría la extinción de 24 puestos de trabajo por cada máquina instalada, unos 1.300 puestos de trabajo en los 55 centros logísticos de Estados Unidos.

Amazon se encuentra en una auténtica encrucijada ya que, por un lado, se enfrenta a una creciente presión por parte de la competencia y la constante búsqueda de mayores beneficios, lo cual le obliga a optimizar sus procesos logísticos.

Cómo comprobar las mejores ofertas de Amazon

Por otro lado, Amazon, como la mayoría de las grandes empresas americanas, ha firmado acuerdos de contratación específicos con los gobiernos de los diferentes estados, comprometiéndose a generar un número determinado de empleos a cambios de rebajas tributarias o inversiones, por lo que la robotización de sus almacenes podría jugar en su contra.

Por el momento parece que la medida no va atravesar el charco y se trata de una prueba técnica limitada a algunos almacenes en EEUU.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *